sábado, 25 de diciembre de 2010

MASCOTAS FASHION




 Parece ser que las grandes marcas de la moda se han puesto de acuerdo agregar un poco de glamur y hacer más llevadera la “vida de perro”.  Lo cierto es que el mercado de accesorios para mascotas está en plena expansión. Según un estudio realizado por la Asociación Norteamericana de Fabricantes de Productos para Animales Domésticos, en el 63% de los hogares norteamericanos hay una mascota. ¡De hecho, los norteamericanos poseen 88 millones de gatos y 75 millones de perros! El dueño de un perro gasta aproximadamente 1500 euros al año solo en ropa y accesorios. ¡Los propietarios de perros de raza o de perros pequeños como Chihuahuas y Yorkshire pueden llegar  gastar más del doble! El crecimiento del mercado de los animales domésticos de los últimos años ha originado no solo la creación de un sinnúmero de marcas especializadas en ropas y accesorios caninos, sino también que las grandes marcas de moda empiecen a diversificarse hacia este sector.

El glamur perruno ya no es únicamente la preocupación de las excéntricas estrellas de Hollywood. Así como Paris Hilton, que adora vestir a su chihuahua Tinkerbell a la última moda para salir a la calle con ella, cada vez hay más gente preocupándose por la imagen de sus mascotas. A las mascotas ya no solo se las cuida llevándolas al veterinario, hoy en día se las lleva a la peluquería y se les compra vestidos, abrigos, zapatos, gorros, collares, correas, y todo tipo de accesorios, y si es de marca, ¡mejor!

MARCAS EXCLUSIVAS PARA MASCOTAS

Las marcas denominadas como “For Pets Only” o exclusivas para mascotas ofrecen desde accesorios funcionales y simples hasta los más elaborados y disparatados productos. Existen correas de cuero rematadas con cristales Swarovski o pintados a mano por pintores, camas de piel y cuero, trajes de cachemir forrados en piel, vestiditos con lentejuelas, volados y hasta disfraces para mascotas.

Una de las marcas de mascotas más renombradas es Little Lily de Beverly Hills, que ofrece una amplia y divertida variedad de diseños exclusivos para mascotas tanto en sus tiendas como online. Su diseñadora, Lara Alameddine, es la estilista de los perros de las celebridades. Se ha vuelto tan conocida que sus productos han aparecido en prestigiosas revistas para humanos como Instyle y People Magazine. Una de sus líneas es la “Red Carpet Dog Couture”, una colección exclusiva y de edición limitada de trajes de gala para mascotas inspirados en los diseños que lucieron estrellas como Jennifer López, Reese Witherspoon y Leonardo Di Caprio a los Óscar. Los modelitos llevan el primer nombre de cada artista: Jennifer, Nicole, Penélope y Leo. Recientemente, la marca incluyó una nueva línea para canes diseñada por Paris Hilton, la “Paris Hilton Pet Collection”, que sigue su estrafalario y kitsch estilo. Las prendas de la colección tienen precios que van desde los 25 hasta los 350 dólares. Recientemente esta línea se expandió, con el lanzamiento de las Joyas para Perros de Paris Hilton, que incluye dijes, collares, tiaras y placas identificadoras personalizadas.

La marca especializada en diseños de lujos para mascotas, Pink Hotdog, ofrece una colección inspirada en Marilyn Monroe, que reproduce los modelitos lucidos por ella en la gran pantalla. Entre ellos destacan el famosísimo vestido halter blanco con falda plisada de “The Seven Year Itch” con un precio de 104 dólares y el vestido de lamé dorado de “Los caballeros las prefieren rubias” de 108 dólares.

Otra marca que ofrece excéntricos accesorios para mascotas consentidas es Diva Paws. Entre ellos un smoking que incluye un sombrero de copa alta y collares de lujo en cuero que pueden ser personalizados para incluir el nombre de la mascota escrito en cristales. Para los machitos está el collar de Playboy con un dije en cristal del conejito de playboy. No se queda atrás la boutique canina Mushu, que ofrece hasta calzados para perros, que incluye zapatitos de lentejuelas y botitas, así como anteojos y camperas para perros.

Los españoles también saben consentir a sus mascotas. Prueba de ello es Gosset y Gosseta, una exclusiva marca española de accesorios caninos que ofrece correas con collares a juego, arneses y bolsos transportadores, todos hechos en piel metalizada en oro con enganches y apliques hechos en oro puro.

Las boutiques caninas incluyen también productos íntimos para perros, que van desde pañales hasta sofisticadas bombachitas para cuando ellas están con el periodo y calzoncillos para perritos para evitar pequeños “accidentes”.

Otra gama de productos no menos importantes es la cosmética canina, que incluye jabones, champús, acondicionadores, cremas desenredantes, tintes, esmaltes y perfumes. Algunos de estos últimos hasta imitan las colonias de los dueños como por ejemplo Chanel N° 5 y Hugo Boss, entre otras. La prestigiosa tienda Harrods de Londres ofrece también una línea de productos de lujo para el acicalamiento canino llamada Sexy Beast. Ésta incluye un eau de parfum especialmente formulado para perros con base de bergamota, mandarina, vainilla y pacholí, al “módico” precio de 123 dólares.

MARCAS DE LUJO PARA MASCOTAS

No son pocas las iniciativas de las grandes marcas de lujo como Hermés, Mulberry, Gucci, Armani y Louis Vuitton de ofrecer productos glamorosos para mascotas. ¡Algunos ofrecen piezas tan exclusivas y lujosas que pueden llegar a costar hasta 15 mil dólares!

Muchas de estas marcas ya venían diseñando artículos para las consentidas mascotas de los millonarios. Grandes marcas como Louis Vuitton incluía entre sus carteras bolsos porta mascotas por unos 1200 euros. Gucci y Hermés vendían collares para perros y gatos con placas de oro a aproximadamente 800 euros. En años recientes, estas marcas se dieron cuenta de lo redituable que era este mercado y a parte de los accesorios, empezaron a producir colecciones enteras dedicadas a las mascotas. Las marcas ofrecen modelos para todos los gustos y presupuestos, llegando a lanzar incluso colecciones invernales y veraniegas para mascotas.

Una de las marcas pioneras en este mercado es la célebre y exclusiva casa parisina Goyard, que en 1892 abrió una tienda dedicada a Perros gatos y monos, donde ofrecían arneses, perreras, botas, platitos y hasta anteojos protectores para cuando las mascotas paseaban con sus amos en los automóviles de la época. En su tienda en la parisina Rue St-Honoré siguen ofreciendo artículos de lujo para mascotas, en la sección denominada “Le Chic du Chien”, donde se pueden encontrar desde collares estampados con el monograma de la casa y personalizados con el nombre de la mascota pintado a mano, hasta baulitos de viaje con tazones para el agua y la comida de las mascotas por un “módico” precio de 1,970 dólares.

Otra de las primeras marcas en incursionar en el  sector fue Louis Vuitton. Para sus clientas que se sentían incómodas transportando a sus mascotas en el típico kennel, por lo general bastante feo, ideó su propia línea de maletas transportadoras con su célebre monograma para que transportaran a sus mascotas con clase.


En años recientes Gucci incursionó en el mercado, lanzando una línea de alta costura canina con todos los accesorios imaginables, como bolsos, gorritos sujetados con elásticos a las orejas de los perros, correas, camitas, colchoncitos y hasta viseras. Todos ellos con su monograma en marrón y sus famosas líneas rojas y verdes. Tampoco descuidó a los amos, lanzando coquetos bolsos de transporte para perros y gatos pequeños.

La famosa marca Burberry no se quedó atrás, lanzando una entera colección de indumentaria canina muy british y elegante que incluía desde sus célebres impermeables en versión cuatro patas, sweaters, sombreritos, remeras y capitas de lluvia hasta correas y collares de cuero de cocodrilo. Esta colección es tan amplia que prácticamente ofrece a los amos la versión canina de todo lo que podrían elegir para sí mismos.

Otro diseñador que ha incursionado recientemente en el mundo de la indumentaria para mascotas es Roberto Cavalli. En su colección se puede encontrar desde bóxers para mascotas a trajecitos y abrigos. Por supuesto todo muy Cavalli, con mucho animal print y estampados llamativos. De una línea más clásica y deportiva son los accesorios para perros de la marca Ralph Lauren. En la colección se encuentran remeras Polo hechas especialmente para perros, rugbiers, camperas y abrigos. También la multifacética diseñadora española Agatha Ruíz de la Prada lanzó una línea de prendas y complementos para animales de compañía, principalmente perros y gatos.

Otra marca más accesible que causa furor en el mundo de las mascotas por sus diseños originales y divertidos es Juicy Couture. No solo ofrece bolsos de transporte, tazones para alimentos, camitas, correas incrustadas de cristales Swarovski, sino también  abriguitos reversibles en tela y piel, buzos bordados en lentejuelas, hebillas y bisutería para transformar a las cachorritas en divas de cuatro patas. Esta divertida marca hasta permite a los amos coordinar sus atuendos con los de sus mascotas, al más puro estilo Paris Hilton.

La tendencia por vestir a las mascotas con prendas fashion y de marca ha tenido tanta repercusión, que hasta la exclusiva tienda Harrod’s de Londres ha abierto un nuevo departamento dedicado enteramente a las mascotas fashion. En esta sección que abarca 1000 metros cuadrados de la tienda, hay probadores para proteger la intimidad de las mascotas y hasta una confitería para perros donde pueden comprarse desde profiteroles hasta elaboradas tortas de cumpleaños a nada más que 85 euros.

Las mascotas modernas no solo cuentan con espacios propios en selectos grandes almacenes, también pueden ser asesorados por su propia estilista canina, como Dara Foster, renombrada experta en estilismo para mascotas, que cuenta con su propio blog, Pupstyle.com y programa radial, y además contribuye para numerosos programas televisivos, páginas webs y conocidas revistas internacionales como Marie Claire y People.

Las mascotas fashion no solo desfilan en las tradicionales exhibiciones y concursos de mascotas, ahora también incursionan en la pasarela y hasta tienen su propia Semana de la Moda, el Pet Fashion Week, llevado  a cada año del 23 al 25 de agosto en Nueva York, con una estructura y concurrencia que no deja nada que desear a los eventos de moda dedicados para los seres humanos. También la tienda Harrod’s de Londres ofrece un desfile anual de moda canina cada setiembre llamado “Pet-a Porter”, donde renombrados diseñadores como Roberto Cavalli y Vivienne Westwood, son invitados por la tienda para elaborar creaciones especiales para mascotas.

Es innegable que el mercado de las mascotas fashion está en plena expansión. Con la creciente tendencia de los amos en tratar a sus mascotas como si fueran sus propios hijos, no sería extraño encontrarnos en el futuro con perros que vayan mejor vestidos que uno por las calles.

No hay comentarios: